?>
Ocio

Tamboorbeat clavó una joyita

Viviana Pozzebón editó un gran disco de su proyecto más ecléctico.

Después de muchos años de rotar por distintas agrupaciones (la más reconocida fue De Boca en Boca) Viviana Pozzebón parece haber encontrado la cuerda que más afina consigo misma. Se trata de Tamboorbeat, un proyecto ecléctico y delicado, impulsado (casi) en partes iguales por tracción folclórica latina y bits electrónicos.

Por eso el socio perfecto para Pozzebón es el Dj Fede Flores, seguramente el pinchadiscos más completo y versátil de la escena local. La dupla –junto a un enorme seleccionado de músicos invitados– acaba de dar a luz a su primer y gran disco homónimo, que engancha, seduce e invita al baile desde su primera escucha.

Ya en el primer track (el son cubano Yo no quiero salir de la montaña) las perillas de Flores conviven elegantemente con el cuatro de David Bedoya, mientras Viviana brilla con su expresiva voz transmitiendo, sencillamente, alegría.

El trabajo es variado (el melancólico reggae Indecisión; cumbia colombiana “electrónica” en Chambacú; el huaynito del Bicho Díaz Yo no canto por cantar; y una versión en ritmo de baguala de Mañana en el Abasto de Sumo) pero bajo un concepto unificador y personal.

Sí, un discazo. Calificación: Muy bueno.

Sumate a la conversación
Seguí leyendo